Hoy es 24 de mayo y se habla de última fila el esprint Magdalena 2024 Última Fila
GRUPO PLAZA

PLAZA PODCAST Última Fila

'Los pequeños amores': un verano para limar asperezas con mamá

El programa de cine de Culturplaza y Plaza Podcast

viernes, 08 marzo 2024

VALÈNCIA. Esta semana, entrevistamos a Celia Rico, que ha presentado en Málaga Los pequeños amores, película que inmediatamente se estrena hoy en cines. Por otra parte, hablamos de Stop Making Sense, el mítico concierto de Talking Heads, que vuelve a los cines en su nueva remasterización en 4K.

Los Pequeños Amores

Los pequeños amores, el nuevo largometraje de Celia Rico (Viaje al cuarto de una madre) llega a los cines este viernes 8 de marzo de la mano de Bteam Pictures.

La película protagonizada por María Vázquez (Matria) y Adriana Ozores (Thi Mai, Rumbo a Vietnam), junto a Aimar Vega (Modelo 77), compite en la Sección Oficial del Festival de Málaga.

Los pequeños amores es una producción de Arcadia Motion Pictures, Viracocha Films AIE en coproducción con la francesa Noodles Production.

Rodada en diferentes localizaciones de Catalunya, Los pequeños amores explora el contradictorio vínculo de admiración y reproche entre dos mujeres de generaciones muy distintas;  un vínculo que define y atraviesa la manera en la que viven sus experiencias más íntimas.

Teresa (María Vázquez) cambia sus planes de vacaciones para ayudar a su madre (Adriana Ozores), que ha sufrido un pequeño accidente. Madre e hija pasarán juntas un verano de lo más sofocante, en el que no conseguirán ponerse de acuerdo ni en las cosas más triviales. Sin embargo, la obligada convivencia removerá más de lo esperado y en las noches estivales Teresa vivirá momentos reveladores junto a su madre.

Los pequeños amores ' es una película sobre dos mujeres que han elegido caminos aparentemente opuestos y que ahora se reencuentran en el mismo lugar, compartiendo sus experiencias sobre el amor y la soledad.

En palabras de la directora y guionista, Celia Rico: “Los pequeños amores no es una película sobre la maternidad, tal vez lo sea sobre su reverso, la 'hijidad', si existiera esa palabra. Siempre me ha resultado curioso que no haya en nuestro vocabulario forma alguna de nombrar la condición de ser hijo, esa que, probablemente, sea la única que compartimos todos por imperativo y para siempre. Ser 'siempre hija' es el telón de fondo de esta historia, en la que he intentado navegar por la biografía emocional de una mujer en sus cuarenta y preguntarme sobre los modos posibles de sostener la vida y el amor a determinadas edades, cuando los padres se hacen mayores o ya no están, cuando los proyectos amorosos se desvanecen o no tienen como fin formar una familia".

Stop Making Sense

Regresa a los cines Stop Making Sense, una cita musical y cinematográfica que reúne a los Talking Heads, una de las mejores bandas de la historia, y al reputado director Jonathan Demme, ganador del Oscar a Mejor Director. Elástica reestrenará en cines el que es considerado el mejor 'concert film' de la historia que la prestigiosa A24 ha resucitado para reivindicar a la icónica banda de rock.

Con Stop Making Sense, el por aquel entonces joven cineasta Jonathan Demme pretendía seguir la estela de otros largometrajes musicales anteriores como The Last Waltz de Martin Scorsese o Rust Never Sleeps de Neil Young. Al director estadounidense siempre le encantó la música y había tenido la oportunidad de ver tocar a los Talking Heads a principios de 1983 en Hollywood, quedando fascinado por la magnética presencia del vocalista David Byrne y por la fuerza y potencia del directo de la banda.

Partiendo de su enfoque directo y honesto, el objetivo de Demme fue recoger en cámara para la posteridad el mejor 'concert film' de la historia, transmitiendo al espectador toda la energía de asistir a una actuación de los Talking Heads.

Estrenada en cines en 1984, Demme filmó con 7 cámaras y durante cuatro noches los conciertos que los Talking Heads, la banda compuesta por David Byrne, Tina Weymouth, Chris Frantz y Jerry Harrison dieron en el Teatro Pantages de Hollywood Boulevard durante la Navidad de 1983.

Uno de los momentos más memorables del concierto es cuando Byrne sale a escena a cantar la canción Girlfriend Is Better con el Big Suit, un traje absurdamente grande que estaba inspirado en parte en el teatro Noh japonés y que se ha convertido en un icono no solo de Stop Making Sense sino también del propio cantante.

Tras su estreno en cines, el concierto filmado recibió excelentes críticas y fue considerado como "una de las más grandes películas de rock jamás hechas", además de recibir calificativos como "abrumadora", "fascinante" y "brillante", destacando también la habilidad de Jonathan Demme para capturar "el enérgico e impredecible directo de la mejor época de Talking Heads en todo su esplendor y agudeza visual".

Para celebrar su 40 aniversario, Elastica estrenará en nuestros cines una restauración completa de la película que retrata la frenética energía de la banda en su momento álgido. Considerado por muchos el mejor concierto filmado de todos los tiempos, Stop Making Sense se estrenará en cines el 8 de marzo.

Podcasts Relacionados

next

Conecta con nosotros

Plaza Podcast, desde cualquier medio

TikTok Linkedin

Suscríbete al boletín

Cada sábado una selección de los mejores contenidos en tu email


Quiero suscribirme